Al visitar KLM.com, usted acepta la utilización de cookies. Siga leyendo sobre las cookies.

Ruta temática in Nueva York

Nueva York es venerada por su ritmo frenético y sus ganas de seguir adelante. Pero la ciudad también tiene una parte romántica, que es tan amplia como el río Hudson, sólo que tardará algo más en descubrirla. Esta visita le llevará por lugares que merecen la pena ser descubiertos en pareja.

Inicio: metro 4, 5, 6, N, R o W hasta 59th St.

Siga leyendo sobre el paseo temático

Ruta temática in Nueva York
Romántica
  1. Tranvía Isla Roosevelt

    Los residentes de la isla Roosevelt que toman el tranvía para ir y volver de la ciudad a diario conocen uno de los secretos mejor guardados: las vistas de la ciudad que se contemplan desde el tranvía son las mejores. Cada trayecto tiene una duración de tan sólo cuatro minutos, pero el paisaje le dejará sin palabras. Si mira hacia el East River, podrá contemplar cuatro puentes (Queensboro, Williamsburg, Manhattan y Brooklyn). Y si hace bueno, podrá contemplar incluso la estatua de la Libertad. Salga de la estación del tranvía hacia la zona de Manhattan tomando la salida este, y después camine hacia el mar y el skyline de Manhattan. Manhattan Terminus Second Ave y 59th St.

    Precio

    US$2

    Metro

    4, 5, 6, N, R o W hasta 59th St.

  2. El Paseo

    El precioso paseo por East River, en la Isla Roosevelt, es muy conocido por las románticas vistas que ofrece de Manhattan. Sin embargo, la experiencia variará si camina hacia el norte o el sur del puente Queensboro. El paseo por la zona sur es más paisajístico y cuenta con varios bancos de madera situados a la sombra de los árboles. Desde aquí podrá contemplar el edificio Chrysler. El único inconveniente es que a todo el mundo le gustan las vistas que hay desde aquí. El paseo por la zona norte es mucho más intimista. Después de pasar el espigón y el muelle no verá a muchas personas. Tampoco encontrará bancos, pero esta zona es lo suficientemente amplia para que dos personas puedan caminar a la par. Sea cual sea el camino elegido, después de admirar el skyline, deberá tomar el tranvía de vuelta a Manhattan.

  3. Cooper-Hewitt, Museo Nacional de Diseño

    Sí, los museos pueden ser románticos, sobre todo cuando están tan bien decorados como este. Esta mansión, que cuenta con 64 salas, está decorada con suntuosas paredes de roble y una gigantesca escalera (según comentó un crítico, ‘podría subir un tanque Sherman por ella’). Fue la casa del magnate del acero, Andrew Carnegie. Tras una reforma de 20 millones de dólares americanos en 1974, la mansión pasó a formar parte de la Smithsonian Institution. Cuenta con 1022 m2 de galerías dedicadas al arte, donde encontrará arte renacentista, porcelana soviética en la colección de productos de diseño, diseños industriales, tejidos de la dinastía Han de China y papeles de pared del siglo XVII. Le recomendamos pasar tiempo en el jardín, que es posiblemente el oasis más idílico de Nueva York. Carnegie construyó esta mansión más al norte que sus contemporáneos de forma intencionada, para así tener espacio suficiente para crear este espacio espectacular e intimista. Robe un beso en el bonito invernadero de vidrio. No será el único...

    Cosas que hacer

    1,5-2 horas

    Dónde

    2 East. 91st St. (en la Fifth Ave.)

    Teléfono

    +1 212 849 8400

    Admisión

    adultos US$10, mayores de 65 años y estudiantes US$15, niños menores de 12 años gratis

    Horario de apertura

    lunes a viernes 10.00-17.00; sábados 10.00-18.00; domingos 12.00-18.00

    Metro

    4, 5 ó 6 hasta 86th St.

    Página web

    Cooper-Hewitt

  4. Embalse de Central Park

    to be replaced

    Seguramente haya visto este oasis cientos de veces en el cine o la televisión. Esta superficie de agua de 428.967 m2, conocida en la actualidad oficialmente como el Jacqueline Kennedy Onassis Reservoir, fue construida en 1862 para suministrar agua a la ciudad y a la vez se cuidó mucho su diseño. Está rodeado de bridas y senderos para correr (la ruta que lo rodea tiene una longitud de 2,5 km) y, tanto al este como al oeste, podrá contemplar los rascacielos que rodean el parque.

    Dónde

    Central Park, 85th a 96th Sts.

  5. El Lago

    Ella Fitzgerald cantaba: ‘I love the rowing on Central Park Lake’ in ‘The Lady Is a Tramp’. Cuando vea cómo las aguas se mueven al ritmo de los sauces llorones y los cerezos japoneses entenderá porqué fue la inspiración de los cantautores Rodgers y Hart. Los bancos verdes situados alrededor del lago artificial están perfectamente repartidos cerca del agua y son perfectos para hacer un picnic. Podrá alquilar una barca de remos para dos en la Loeb Boathouse neo-victoriana, en la zona este del lago. El embarcadero tiene un bar exterior para las épocas más suaves con una terraza que tiene vistas al lago. Es un lugar perfecto para tomar una copa de vino, aunque por las noches puede llenarse.

    Dónde

    Mitad del parque desde 71st hasta 78th Sts.

  6. Paseo en coche de caballos por Central Park

    ¿Cómo resistirse? Aunque no lo parezca, en realidad es muy divertido, por no hablar de lo romántico que es. Estos paseos son muy especiales en invierno, cuando el parque está lleno de nieve y puede acurrucarse bajo una cálida manta. El trayecto cuesta unos 40 dólares americanos por 20 minutos. Para seguir con la visita, pídale al conductor que le deje en la zona sur de Central Park, cerca de la Sexta Avenida, y después siéntese de nuevo para disfrutar del paisaje y de la compañía. Encontrará los coches de caballos en la zona sur de Central Park (cerca de la Séptima Avenida) o podrá subirse a uno en Tavern on the Green, en la zona oeste del parque, en la 68th Street (normalmente, suele haber dos coches esperando fuera).

    Teléfono

    Coches de caballos Central Park: +1 212 736 0680

Choose month
Mo Tu We Th Fr Sa Su
Volver arriba
  • www.airfrance.com
  • www.skyteam.com