KLM uses cookies.

KLM’s websites use cookies and similar technologies. KLM uses functional cookies to ensure that the websites operate properly and analytic cookies to make your user experience optimal. Third parties place marketing and other cookies on the websites to display personalised advertisements for you. These third parties may monitor your internet behaviour through these cookies. By clicking ‘agree’ next to this or by continuing to use this website, you thereby give consent for the placement of these cookies. If you would like to know more about cookies or adjusting your cookie settings, please read KLM’s cookie policy.

Parece que su buscador no está actualizado.
Para utilizar de forma segura todas las características de KLM.com, le aconsejamos actualizar su buscador o elegir otro distinto. Si continúa con esta versión, algunas páginas del sitio web no se mostrarán correctamente o no lo harán en absoluto. Además, la seguridad de su información personal estará mejor salvaguardada con un buscador actualizado.

 

Paseo costero desde Bondi hasta Coogee

Impresionantes acantilados alzándose desde el océano Pacífico y bahías que esconden preciosas playas arenosas. La línea de costa de Sídney tiene un atractivo que ya merece la pena, donde los exuberantes parques verdes y el majestuoso paisaje urbano compiten en belleza. Para explorar esta región sin prisas, tómese su tiempo y embárquese en un paseo costero.

Con unos 350 kilómetros de bahías y playas, Sídney lo tiene todo para entretener a excursionistas ávidos. El paseo desde la conocida Bondi Beach hasta Coogee Beach es maravilloso. Desde los acantilados podrá disfrutar de vistas impresionantes del mar, la playa y la ciudad. En el camino, se encontrará algunos acantilados elevados, pero tendrá tiempo para coger aire en muchos miradores. Cuando llegue a Coogee Beach podrá refrescarse con un chapuzón en el mar.

El inolvidable paseo desde Bondi hasta Coogee
El inolvidable paseo desde Bondi hasta Coogee

Sidney

Caminata por los acantilados

El paseo comienza en el final de Campbell Parade, un boulevard cerca de Bondi Beach, donde baldosas de piedra arenisca le llevarán hacia Tamarama Beach. Esta pequeña y atractiva playa es el destino favorito de la alta clase australiana; modelos de moda, estrellas de cine y millonarios morenos toman el sol. Por toda esta ostentación, los habitantes de Sídney también la llaman "Glamarama Beach".

Unos pocos cientos de metros más adelante se encuentra la Bronte Beach, una playa tranquila y pequeña de familias jóvenes. Aunque el mar esté agitado, los jóvenes bañistas pueden jugar sin preocuparse en una laguna artificial que protege con rocas de las incesantes olas. Esta zona también es conocida por sus excelentes restaurantes. Pruebe croissants recién hechos, o mímese y tome helado italiano hecho a mano.

“Los habitantes también le llaman "Glamarama Beach", uno de los destinos preferidos para los australianos ricos y famosos”

Cementerio de Waverly, Clovelly y Coogee

La siguiente parada en el camino es el Cementerio de Waverly, quizás uno de los cementerios más bonitos del mundo. Pasee por el exuberante Burrows Park hasta alcanzar Clovelly Beach. Esta playa atrae a buzos que vienen a explorar el sendero natural submarino de la Bahía de Gordon, una cadena montañosa de 500 metros que permite penetrar en los arrecifes, las llanuras de arena y los bosques de algas marinas. Si continúa un poco más al sur, llegará a la impresionante Coogee Beach, una extensa playa arenosa, el destino de esta caminata. Los senderistas pueden usar barbacoas eléctricas en la playa para finalizar el día con un "barbie en la playa" típica de Australia.

Coogee Beach, un lugar perfecto para las barbacoas