KLM uses cookies.

KLM’s websites use cookies and similar technologies. KLM uses functional cookies to ensure that the websites operate properly and analytic cookies to make your user experience optimal. Third parties place marketing and other cookies on the websites to display personalised advertisements for you. These third parties may monitor your internet behaviour through these cookies. By clicking ‘agree’ next to this or by continuing to use this website, you thereby give consent for the placement of these cookies. If you would like to know more about cookies or adjusting your cookie settings, please read KLM’s cookie policy.

Parece que su buscador no está actualizado.
Para utilizar de forma segura todas las características de KLM.com, le aconsejamos actualizar su buscador o elegir otro distinto. Si continúa con esta versión, algunas páginas del sitio web no se mostrarán correctamente o no lo harán en absoluto. Además, la seguridad de su información personal estará mejor salvaguardada con un buscador actualizado.

 

El mundo de fantasía del Park Güell

Antoni Gaudí es el hombre detrás del extraño pero ingenioso Park Güell, el parque más famoso de Barcelona. Por encargo del empresario Eusebi Güell, el arquitecto comenzó a construir un pueblo de ensueño a las afueras de la ciudad que supuestamente se asemejaba a un bosque de cuento. Aunque el pueblo nunca se completó, dado que solo se construyeron 2 de las 60 casas previstas, el Park Güell es verdaderamente único.

La mejor forma de describir el Park Güell es como una sinuosa fantasía. Colores brillantes, formas arquitectónicas inusuales y curvas naturales: Gaudí sin duda dio rienda suelta a su imaginación. El parque fue construido entre 1900 y 1914 y se encuentra en la colina de El Carmel en el barrio de Gràcia, y se puede ver claramente cómo el artista intentó integrar su creación en el paisaje.

El banco de serpiente de Gaudí

El banco de mosaicos en forma de serpiente

Antoni Gaudí vivió, de hecho, en una de las 2 casas terminadas del parque de 1906 a 1926. Esa casa ahora se conoce como Casa Museu Gaudí y se convirtió en un museo que exhibe dibujos y muebles. Uno de los elementos más destacados del Park Güell es el famoso banco de mosaicos en forma de serpiente que rodea la terraza panorámica. Oficialmente es el banco más largo del mundo. Cuenta la leyenda que Gaudí se inspiró en la historia de Adán y Eva cuando creó este banco. Tome nota de las escaleras dobles con una salamandra y la fuente en la parte superior.

+ Leer más

Ver en el mapa

Carrer d'Olot, Barcelona

La salamandra en una fuente en el Park Güell

Impresionante vista panorámica

Otra vista única es la ‘Sala de las 100 columnas’: una sala con 100 columnas –aunque un minucioso recuento revela que son solo 86 – que sostiene toda una plaza y crea un hermoso porche lleno de sombra para escapar del caluroso verano español. Fíjese en el techo y admire las distintas hendiduras, decoradas con símbolos religiosos, mitológicos y astrológicos... La plaza sobre la sala se llama la Gran Plaza Circular, y es allí donde se encuentran los mundialmente famosos bancos decorados con coloridas teselas. Aparte de todos estos monumentos, es preciso señalar que las magníficas vistas de Barcelona merecen igualmente la pena. Consejo: siga los senderos hasta la cima de la colina para disfrutar de unas vistas aún mejores de la ciudad.

La sala de las 100 columnas