KLM uses cookies.

KLM’s websites use cookies and similar technologies. KLM uses functional cookies to ensure that the websites operate properly and analytic cookies to make your user experience optimal. Third parties place marketing and other cookies on the websites to display personalised advertisements for you. These third parties may monitor your internet behaviour through these cookies. By clicking ‘agree’ next to this or by continuing to use this website, you thereby give consent for the placement of these cookies. If you would like to know more about cookies or adjusting your cookie settings, please read KLM’s cookie policy.

Parece que su buscador no está actualizado.
Para utilizar de forma segura todas las características de KLM.com, le aconsejamos actualizar su buscador o elegir otro distinto. Si continúa con esta versión, algunas páginas del sitio web no se mostrarán correctamente o no lo harán en absoluto. Además, la seguridad de su información personal estará mejor salvaguardada con un buscador actualizado.

 

El Museo de Shanghái: 5.000 años de historia china

Con más de 120.000 piezas de primera clase de importancia nacional, el Museo de Shanghái es la principal atracción. La inigualable colección, que representa 5.000 años de historia del arte chino, incluye de todo, desde piezas de bronce de rituales y pinturas de primera época hasta porcelana de la dinastía Yuan y el arte de la caligrafía. Hay tantos objetos expuestos que tardará por lo menos un día en ver solo una pequeña parte de la colección.

Con casi 40.000 metros cuadrados de espacio para exposiciones distribuidos en 11 habitaciones, este museo puede resultar bastante abrumador. Viaje en el tiempo mientras admira el arte de varias dinastías chinas, procedente de todos los rincones del país. La colección de piezas de bronce y caligrafía es famosa en todo el mundo por su sofisticación. Si tiene poco tiempo, entonces centre su visita en una de estas salas.

El Museo de Shanghái en la Plaza del Pueblo
El Museo de Shanghái en la Plaza del Pueblo

Shanghái

Las mejores colecciones de piezas de bronce, caligrafía y cerámica

Las colecciones del museo de piezas de bronce, caligrafía y cerámica son de las mejores del mundo. Las piezas de bronce –tesoros de las dinastías Shang y Zhou– tienen aproximadamente 3.500 años de antigüedad. Artículos domésticos, como calderos de tres patas, cuencos y relojes se adornan a menudo con animales. La caligrafía, una forma de arte en la que los caracteres chinos se escriben con un pincel, también se remonta a la dinastía Shang. La caligrafía más antigua conocida está grabada en hueso. La colección de cerámica antigua abarca desde ollas y vasijas vidriadas de color pardo de la Edad de Piedra hasta estatuas de porcelana blanca de la dinastía Ming. Tómese un descanso en la tetería del museo y visite la tienda del museo para comprar réplicas de las hermosas piezas de la colección. Simplemente recuerde que los artículos de porcelana son muy frágiles, así que envuélvalos cuidadosamente para su vuelo a casa.

El museo a primera hora de la tarde

Un museo completo

Con los años, el Museo de Shanghái ha ampliado considerablemente su colección. Desde que el museo abrió sus puertas en 1952, ya se ha mudado dos veces tras quedarse sin espacio. La construcción del edificio actual del museo en la Plaza del Pueblo en el centro de la ciudad comenzó en 1993. Tres años más tarde se inauguró el museo. Para resaltar su amplia colección, el edificio del museo consta de una base cuadrada con una parte superior redonda. Según la filosofía tradicional china, la forma cuadrada representa la tierra y el círculo simboliza el cielo.

Créditos de fotos

  • El museo a primera hora de la tarde: Songquan Deng , 123rf